Dieta hipoproteica

Dieta hipoproteica

¿Qué es la dieta hipoproteica?

La dieta hipoproteica está creada para perder peso por medio de la limitación del consumo de proteínas a nuestro cuerpo.

Este tipo de dietas para perder peso, en las que se tiene que reducir un tipo de nutriente específico en el cuerpo, son dietas que causan algún tipo de riesgo a las personas que lo hacen, ya que no están aportando todos los nutrientes que realmente necesitan.

Las dietas como las que te estamos presentando, deben ser llevadas por nutriólogos profesionales en todo momento o un riguroso control médico todo el tiempo que dure.

Las dietas hipoproteicas, son dietas que no se pueden llegar a cabo por más de un mes aunque se esté bajo supervisión médica. Si se excede el tiempo, el cuerpo puede llegar a debilitarse y el sistema inmunológico puede llegar a fallar causando varias infecciones. En este caso, se puede llegar a dar una desnutrición.

dieta-hipoproteica

¿Las dietas de este estilo son malas?

Lejos de lo que pueda parecer si leemos lo anterior, este tipo de dietas para adelgazar no son malas e incluso en algunos casos, muchos médicos lo recomiendan a algunos pacientes para casos de metabolopatías o casos de insuficiencia renal; la forma correcta de usar este tipo de dietas es como un tratamiento y no tanto como una dieta de adelgazamiento. La razón por la que muchas personas en todo el mundo la usan como  dieta para perder peso, es porque la confunden con una dieta hiperproteica, que sí está diseñada para perder peso.

¿Se pierde peso durante la dieta hipoproteica?

Sí, se pierde mucho peso durante la dieta, sin embargo, se debe conocer que el peso que se está perdiendo, no es porque se esté perdiendo grasa, sino porque se está perdiendo mucha agua que es en sí, la base de la dieta.

Consejos extra para llevar a cabo las dietas hipoproteicas

dieta-hipoproteica

Debes comer alimentos bajos en proteínas. Para que está dieta no te afecte mientras la estás llevando a cabo y te mantengas lo más sano posible, la cantidad adecuada oscila entre 40 y 60 gramos al día. Algunos alimentos bajos en proteínas son el arroz o la pasta.

  1. Toma muchas sopas, pero asegúrate que sean bajas en proteínas.
  2. Añade verduras a todos los platos que puedas y convierte las verduras en tu plato principal todo el tiempo que dure la dieta.
  3. Puedes añadir un poco de carne, pero asegúrate que son trozos de carne pequeños y que la cantidad de verduras sea tres veces mayor.
Cerrar menú