Existen muchos motivos para querer bajar de peso y perder esos kilitos que tenemos de más.

No, no se trata únicamente de motivos superficiales, desde los más pequeños hasta los adultos, debemos cuidar nuestra alimentación en pro de muchos otros aspectos aparte de la imagen y prototipo estético que nos muestran en televisión.

Y es verdad que para las mujeres y muchos hombres la moda es muy importante y la moda actual está llena de tallas pequeñas, las revistas y la televisión nos saturan de personas delgadas y atléticas, claro está que siendo mujeres y siendo coquetas esta razón es perfectamente aceptable.

Sin embargo hay que tener en cuenta que aunque estamos tratando de bajar de peso no debemos esperar a bajar de peso solamente para sentirnos bonitas o guapos, deseados o amados.

Nuestra autoestima no depende de nuestro peso, al menos no es lo único que depende y no es lo único que está en juego al querer bajar de peso.

Hay muchos otros factores que se encuentran dependiendo en gran parte de nuestro peso e índice de masa corporal, así como lo que ello deriva. Conozcamos a continuacion los 5 fantásticos beneficios que te trae el bajar de peso, a tu cuerpo y a tu mente.

1. Mejor salud

Hay muchos estudios que han publicado que un sobrepeso marcado es uno de los índices de mortalidad más altos ya que de este se derivan múltiples padecimientos así como los cardiovasculares, problemas de diabetes así como ataques cardiacos, entre otros. Eso sin mencionar el grado de afección que puede tener en otros órganos del cuerpo.

Cuando cuidamos nuestra alimentación y nos preocupamos por dedicar un mínimo de tiempo a la actividad física aeróbica o anaeróbica, estamos beneficiando nuestra salud de manera que reducimos el riesgo de enfermedades de este tipo y por consecuencia nuestro organismo se siente mejor.

2. Mejor condición

La condición física se refiere a nuestras capacidades de rendimiento, físico. Factores como que tanta fuerza, agilidad y flexibilidad tenemos, están ampliamente relacionados con nuestro peso.

El contar con un peso adecuado y además llevar una rutina mínima de ejercicios, ayudan a nuestro cuerpo a sentirse mejor al caminar, subir escaleras, correr, saltar, bailar, es decir nuestras capacidades motrices se ven beneficiadas, cuando contamos con algún tipo de sobrepeso, nuestros movimientos obviamente son mas difíciles, pesados y torpes.

Además al eliminar los kilos de más, proporcionamos a nuestro cuerpo una mayor capacidad de mantener el equilibrio en los movimientos que hacemos.

3. Imagen

Este es un punto que debíamos tocar. La imagen que proyectamos, la imagen que tenemos de nosotros mismos es muy importante para el nivel de seguridad que sentimos.

Aunque no lo es todo, el vernos bien, que nuestras prendas ajusten en el lugar exacto, no tener que comprar tallas extras, todo eso lo podemos lograr si pones cuidado en lo que comemos y ejercitamos nuestro cuerpo.

4. Autoestima

Aunque podríamos pensarlo, la autoestima no está solamente ligada con la imagen, es más bien un valor que nos damos, seamos talla 5 o talla 15, nuestra autoestima se alimenta del cuidado que tenemos con nosotros mismos.

Al alimentarnos bien, al cuidar la cantidad y la calidad de alimento que ingerimos estamos demostrándonos cuanto valor le damos a nuestra salud y a nuestra imagen.

  • No se trata únicamente de vestir las mejores prendas, sino de sentirte bien con lo que usas
  • No se trata solo de que todas las demás personas te digan que te ves linda o guapo, se tata de que tu sepas y estés consciente de que haces lo mejor por tu cuerpo y por tu salud

Por eso al comer debidamente, al ocuparnos de nuestros hábitos de ejercicio, estamos mostrando y enriqueciendo nuestra autoestima.

Si nos descuidamos y esperamos que todo suceda por arte de magia, llega un momento en que perdemos ese auto aprecio y la confianza en nosotros mismos comienza a bajar, generando otras cuestiones emocionales mas graves.

Como ves no todo está centrado en la imagen, sin embargo el como te ves a ti mismo, define como te sientes, como vives, como valoras tu salud. Así que la próxima vez que sientas algún kilito de más estorbándote, ¡no te deprimas! La solución está en tus manos, solo tienes que tomarla.